martes, 27 de agosto de 2013

Aliño de zanahorias con ajo y comino




La semana pasada dijimos que empezaríamos a subir recetas más ligeras, porque nos estamos poniendo hermosos. Así que, fieles a nuestro propósito aquí estamos con nuestro aliño de zanahorias: simple, rico, sano y barato. La verdad es que las zanahorias aliñadas son unas de nuestras tapas favoritas cuando nos tomamos una cerveza. Pero siempre que las pedimos pasa lo mismo: nadan en aceite. ¿Por  qué la comida de los bares, incluso las cosas a la plancha, chorrea aceite? No es necesario, no mejora el sabor, y a los dueños les sale más caro…entonces cual es el motivo?  Probablemente debamos cambiar de bares, estaréis pensando, pero pasa en la mayoría (en la mayoría de los que nos podemos permitir, claro). Señores restauradores estáis estropeando nuestras apolíneas figuras con vuestros platos grasientos, sed conscientes de ello y sentíos mal. No os basta con poner platos deliciosos, pero muy calóricos en el menú, sino que además a los más ligeros los ahogáis en aceite. Muy mal, eh?


Ingredientes:

- 5 zanahorias
- 2 dientes de ajo
- 1/2 cucharadita de comino
- 1/2 vaso de vinagre
- aceite de oliva
- 1 cucharadita de orégano
- 1 cucharadita de perejil picado
- sal y pimienta

1- Pelar las zanahorias y ponerlas a cocer durante 25 minutos en agua con sal. Cuando estén frías cortarlas a rodajas o tiras como prefiráis.

2-Pelar y majar el ajo en el mortero con sal gorda. Una vez que el ajo esté bien aplastado añadir el  resto de especias al mortero y majar un poco más. Por último añadir elvinagre y el aceite y remover bien.

3-Aliñar las zanahorias cocidas y dejarlas en el frigorífico al menos un par de horas, para que absorban el sabor de las especias. Servir frías.


Puede que nos quiten la vida, pero jamas nos quitarán el carotenoo!



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...